SOBRE LOS CONSEJOS


A buen tiempo, un no vale un millón.

A consejo malo, campana de palo. Señala que si una parte de una cosa es mala, por lógica, también lo serán las otras partes. El origen de este refrán está en que a las reuniones vecinales o consejos se convocaba golpeando con un palo las casas de los participantes o concejales.

A lo que no puede ser, los hombres encoger.

A los cuarenta, no hagas cuenta.

A mal tiempo, buena cara.

A mala leña, buen "brazao".

A palabras necias, oídos sordos.

A puerta cerrada el diablo se vuelve.Aconseja evitar las malas ocasiones como mejor remedio para no caer en ellas.

A quien con malos anda no le arriendo la ganancia.

A rey muerto, rey puesto.

Agua pasada no mueve molino.

Agua que no has de beber, déjala correr.

Al bueno buscarás, y del malo te apartarás.

Al hombre por la palabra y al toro por los cuernos se le agarra.

Antes que armas tomar, todo se ha de tentar.

Antes te quedes manco que eches una firma en blanco.

Bien predice quien bien vive.

El buen paño en el arca se vende. Da a entender que las cosas de excelente calidad no necesitan exponerse ni examinarse mucho para ser apreciadas por la gente. Generalmente se aplica para aconsejar a las personas un comportamiento recatado.

El que a buen árbol se arrima, buena sombra le cobija.

El que avisa, no es traidor.

El que da la herencia antes que la muerte tenían que darle con un canto en los dientes.

El que guarda, halla.

El que ve la mota en el ojo ajeno, vea la viga en el suyo.

El que toma, a dar obliga.

El refrán del refranero y el consejo del viejo.

En dimes y diretes, mal harás si te metes.

En lo que no entiendes, frena tu lengua.

En firmar, pasar agua y dar dinero, nunca seas el primero.

En martes, ni te cases ni te embarques, ni hijos tengas, ni hijos cases.

En consejos, oye a los viejos.

Fango que se remueve, peor huele.

Favor harás y pronto te arrepentirás.

Fíate del agua mansa que de la brava me libro yo.

Casa con dos puertas, mala es de guardar.

Coge buena fama y échate a dormir. Aconseja tener y conservar buena fama y honra entre nuestros convecinos.

Cree lo que vieres y no lo que oyeres.

Cuando la barba de tu vecino veas pelar, echa la tuya a remojar.

Cuando pases por la tierra de los tuertos, cierra un ojo.

Cuando viene el bien, metelé en tu casa.

Dame dinero, no me des consejos.

De cuarenta para arriba no te mojes la barriga.

De dos días de fiesta, coge el primero.

De esta vida sacarás lo que disfrutes nada más.

De lo que veas, la mitad creas.

De sabios es cambiar de opinión.

Del mal paño nunca hay buen sayo. .

Del necio, a veces, buen consejo.

Despacito y con buena letra.

Dime con quién andas y te diré qué eres.

Donde quiera que fueres, haz lo que vieres.

Quien da el primero; da dos veces.

Quien evita la ocasión evita el peligro.

Vale más poco y bueno- que mucho, y malo

Vale mas un "por si acaso" que un ."quién pensara",

Copyright © - herencia2000 es propiedad de José Antonio Fernández-Baillo Mateos de Arriba.